Home Destacado VIVE Y DEJA VIVIR

VIVE Y DEJA VIVIR

escrito por Aura María 11 marzo, 2020

“Pónganse como objetivo vivir una vida tranquila, ocúpense de sus propios asuntos y trabajen con sus manos, tal como los instruimos anteriormente”. (1 Tes. 4:11)

Al leer este texto me llamó mucho la atención cuando el escritor sagrado dice “ocúpense de sus propios asuntos”, otra versión dice “Ocúpense de sus propias responsabilidades”. Esto mi mente lo identifica con lo que he escuchado en conversaciones informales cuando la gente expresa: “Vive y deja vivir a los demás”. Por lo que veo aquí la Biblia ratifica que es un buen principio.

En la medida que los años pasan y Dios me ha enseñado a madurar respecto a muchos asuntos, he ido experimentando que vivir con este principio en mente me ha ayudado mucho a disfrutar de mi vida y vivirla de la mejor manera que comprendo que puedo agradar a mi Padre Celestial.

Lo seres humanos somos a veces algo complicados y muchas veces nos metemos en cosas que realmente no nos incumben. En ocasiones vivimos estresados, aburridos y desilusionados por tratar de ocuparnos demasiado de la vida de otros.

Un día descubrí algo interesante en la Escritura: “Ayúdense a llevar los unos las cargas de los otros, y obedezcan de esa manera la ley del Mesías” (Gál. 6:2).  Eso me dice que el Maestro nos dejó un grado de responsabilidad compartida para que podamos ser instrumentos de apoyo y ayuda para los demás. En ese sentido, estoy convencido que no puedo vivir egoístamente para mis propios intereses, los otros también son, en cierta medida, mi responsabilidad. Sin embargo, comprendí que yo no soy dueño de la responsabilidad y de los asuntos de los demás. Cuando sigues leyendo ese mismo capítulo de Gálatas y te detienes en el verso 5, puedes observar lo que dice: “porque cada uno cargará con su propia responsabilidad”.

Hay responsabilidades y hay asuntos que cada persona debe tratar y por las cuales dará cuentas ante Dios.  Así que te animo a que no te quedes enredado y metido en la vida de los demás, porque vas a sufrir más de la cuenta. Procura ser el mejor amigo que puedas ser, el mejor consejero, la mejor pareja, el mejor vecino, el mejor creyente, el mejor hermano, el mejor ejemplo, etc. pero trata de cuidarte para no enredarte en la vida de los demás y en los asuntos de otra persona, sobre todo por las que ella ya sabe que debe dar cuentas, de las que debe ser responsable. Estoy convencido que uno se puede perder el disfrute de una vida en paz y tranquilidad por entrometerse en la vida de otro y no creo que sea el plan de Dios para ti.

Una buena cantidad de nosotros, que buscamos ser personas de bien y productivas, ya tenemos suficientes responsabilidades y asuntos sobre nuestros hombros. Entonces quiero recomendarte que te pongas como objetivo vivir una vida tranquila y en paz ocupándote de tus propios asuntos, no te metas en las cosas de los demás que no te corresponden.

Te lo digo por experiencia propia, ¡Es una excelente manera de vivir!

Kenner Ospino M.

Compartir:

También te podría gustar

4 comentarios

Alba carvajal 11 marzo, 2020 at 8:14 pm

As i es mi hermanita que linda enseñanza debemos colabor con un consejo sabio o en ocasiones ayuda económica. pero no meternos mas alla . de donde no nos permite nuestro padre

Reply
Aura María 1 abril, 2020 at 10:19 am

¡Un abrazo grande!

Reply
sandra mireya murillo gantiva 12 marzo, 2020 at 4:00 pm

¿Qué te viene a la mente cuando piensas en la responsabilidad? Una cosa que me he dado cuenta cada vez más a lo largo de los años es que para que el mundo cambie tenemos que cambiar y esto significa asumir la responsabilidad y rendir cuentas a nosotros mismos.

un saludo a todos en valledupar.

Reply
Aura María 1 abril, 2020 at 10:18 am

¡Bendiciones para ustedes también!

Reply

Deja un comentario