Home Destacado ¡NO ESCOJAS EL DOLOR!

¡NO ESCOJAS EL DOLOR!

escrito por Aura María 29 julio, 2020
Si caerse fuera un don, les aseguro que yo sería algún  tipo de “mujer maravilla de los tropiezos”. Aquellos cercanos a mí, saben que muy a menudo “vivo en el suelo” y hasta bromas hacemos al respecto. Con el paso de los años, se me ha hecho común que suceda con regularidad lo mismo: tropiezo, me caigo, me lesiono el pie derecho y dependiendo de la gravedad de la lesión, me ponen una férula, me inmoviliza con vendas, debo usar muletas, o todas al mismo tiempo. El ciclo se ha repetido muchas veces.
Hace algún tiempo al salir de mi casa, tropecé y me caí. En los pocos segundos que tuve entre el tropiezo y la caída, ya sabía lo que iba a suceder y sabía perfectamente que iba a tener que soportar un dolor terrible que me iba a impedir levantarme del suelo, además, estaba sola y por ser muy temprano en la mañana, no había nadie en la calle. Me asusté.
Todo sucedió muy rápido. A Dios gracias, apareció alguien que me ayudó a levantar y como pudo me guió hasta mi casa, aunque  para ese momento, lo que eran temores segundos antes, ya era una realidad: no podía caminar, el pie estaba hinchado y lo peor de todo es que el dolor era insoportable.
En medio de todo esto, estando en calma y pensando en el asunto, descubrí que al pasar el tiempo he aprendido a acostumbrarme a algunos aspecto de esta situación, por ejemplo, que tengo una tendencia a caerme, que si me caigo me voy a lesionar, que seguramente eso me impedirá seguir mi rutina normal de vida por algún tiempo, que voy a necesitar ayuda de otros para las cosas más elementales, pero, hay algo a lo que nunca me he podido acostumbrar y es a tener que soportar un dolor tan fuerte, durante tantos días y al más mínimo movimiento. Entonces, pensé en todas aquellas personas que día a día escogen el dolor para su vida.
Estamos rodeados de personas con relaciones tóxicas, que dañan y agreden y que son incapaces de salir de ese ciclo de abuso y dolor porque no conocen otra forma de vida, o una manera diferente para relacionarse. Estamos rodeados de otros que escogen el dolor para vivir en el mundo del “pobrecito yo”, que se quejan por todo, se lamentan por todo, para cada solución tienen un problema y exclaman a boca llena la vida tan difícil y llena de infortunios que han tenido que vivir.
Encontramos otros más, que usan el dolor como herramienta para despertar culpa y lástima en los demás, actuando de forma manipuladora para lograr sus objetivos.
¡Escoger el dolor nunca es la solución! Debemos estar preparados para enfrentar la vida, ser fuertes, valientes, capaces, y saber que seguramente vamos a experimentar dolor en más de una ocasión, pero, no es nuestro destino vivir sumidos en el dolor, y lo que es peor, hacer del dolor y el lamento parte de nuestra vida.
Acepta que en la vida hay ciclos, y cuando caigas y llegue dolor a tu vida, acepta la ayuda de otros para levantarte, y encuentra formas de salir adelante, lejos de la desesperanza y el lamento. Acepta el gozo que el Cielo tiene para ti aún en medio de las dificultades. Escoge tus relaciones, controla tus emociones, confía en que lo mejor está por llegar y… ¡no escojas el dolor! ¡Bendiciones!
“No estén tristes, porque el gozo del Señor es su fortaleza” Nehemías 8:10
Aura María Vence
Compartir:

También te podría gustar

2 comentarios

María Patricia Valencia 16 agosto, 2018 at 11:23 pm

Bueno que gran bendición poder aprender y más aun de una hermana tan especial como lo es nuestra hermana Aura María ,que con su experiencia y la ayuda del eterno nos deja tan bellas reflexiónes ,que nos dejan una bella enseñanza a nuestra vida . Muchas gracias amada por esta labor tan valiosa para todos .un abrazo enorme .

Reply
Aura María 26 agosto, 2018 at 10:02 am

¡Gracias a usted por leernos y estar aquí!¡Bendiciones!

Reply

Deja un comentario